¿Cuándo será y cuánto durará el primer eclipse total de Luna del año?

El próximo miércoles 26 de mayo, en horas de la madrugada, ocurrirá el primer eclipse total de Luna del 2021. Este fenómeno astronómico, al contrario de sus equivalentes solares, se podrá ver fácilmente en toda la parte de la Tierra que esté de noche.

Los eclipses lunares son eventos únicos, que pueden ser totales, parciales y penumbrales, dependiendo si nuestro satélite natural pasa en todo o en parte por el cono de sombra proyectado por la Tierra.

Estos espectáculos naturales solo pueden darse con Luna llena. Además, no necesitan uso de lentes para observarlos, se pueden ver a ojo desnudo y no representan ningún riesgo para la salud, como lo asegura la astrónoma Amelia Bayo, académica del Instituto de Física y Astronomía de la Universidad de Valparaíso.

La doctora Bayo afirma que los eclipses de Luna totales son frecuentes, de hecho, en cualquier sitio del planeta uno puede ver, en promedio, un eclipse total de Luna cada dos años y medio.

“Por suerte he visto muchos, porque recordemos que los eclipses de Luna totales se ven en toda la parte de la Tierra donde es de noche, no así con los eclipses totales de Sol, que sólo se ven total en una región o franja bien pequeña“, asegura.

También explica la razón de por qué la Luna se tiñe de ese hermoso color rojo-carmesí durante el evento: “Lo que ocurre es que, poco a poco, la Luna se va oscureciendo al cruzar la sombra de la Tierra y se ve un poco más rojiza, pero eso es efecto de la atmósfera de la Tierra. De hecho, la Luna no emite luz, sólo refleja la luz que le llega. El color es porque como la luz que puede reflejar la Luna es la que ha pasado por la atmósfera de la Tierra. Por así decirlo, la atmósfera le ha hecho perder (ha absorbido) parte del azul de la luz del Sol”.

Duración

Amelia Bayo aclara que estos eclipses son eventos muy lentos y, además, el fenómeno se producirá en un horario “bien malo”, según sus palabras: comenzará a las 4:47 am, para alcanzar la totalidad a las 7:18 horas y terminará 23 minutos después (7:41horas).

Del mismo modo señala que el hermoso espectáculo natural no obstaculizará la posibilidad de ver otros objetos astronómicos, dado que, según lo plantea la doctora Bayo, “con estos eclipses no cambia mucho la observabilidad de otros cuerpos celestes”.

Para los seguidores de eclipses, de acuerdo a lo confirmado por la NASA, durante este año se producirán cuatro eclipses. Al eclipse total de Luna del próximo el 26 de mayo, le seguirá el eclipse parcial de Sol del 10 de junio, que se verá principalmente en el hemisferio norte. El tercero será lunar, pero no total y ocurrirá el 19 de noviembre. Mientras que el cuarto, uno de los más esperados, será un eclipse total de Sol y tendrá lugar el 4 de diciembre, sin embargo, la franja de oscuridad total (zona umbra), pasará sólo por nuestro territorio antártico.